¿Se recomienda tomar paracetamol de forma profiláctica antes de la vacunación o después, aunque no hayan aparecido síntomas?

En el caso de la vacuna de AstraZeneca, se puede utilizar paracetamol para reducir las posibilidades de que aparezcan reacciones adversas como el dolor local, la febrícula, los escalofríos, las mialgias, la cefalea y el malestar tras la vacunación, sin influir en la respuesta inmune. Se recomienda una dosis de 1 gramo previa a la vacunación, seguida de 1 gramo cada 6 horas durante las primeras 24 horas.

Esta recomendación parte de un estudio que se realizó en el que no se observó que el paracetamol no reducía la respuesta inmunitaria a la vacuna.

 

En cambio, con las vacunas de ARNm, como Pfizer y Moderna, no hay datos que aseguren que el paracetamol de forma preventiva pueda afectar o no a la respuesta inmunitaria a la vacunación, por lo que de entrada no se recomienda en estos casos.